Los esfuerzos oblicuos a la acción de rellenos sobre cimentación profunda

Los esfuerzos oblicuos a la acción de rellenos sobre cimentación profunda

Introducción: cimentación profunda

Para explicar patologías sobre cimentación profunda imaginemos un relleno situado únicamente a un lado de la construcción, y colocado sobre unos terrenos subyacentes comprensibles. El relleno puede estar sometido a fuertes cargas de explotación, representadas en el esquema por el conjunto de flechas verticales rojas.

La asimetría de las cargas induce a un flujo lateral de los terrenos más blandos y, en consecuencia, esfuerzos también laterales sobre el fuste de los pilotes. Estos esfuerzos pueden llegar a provocar una deformación de los pilotes. En último término, se podría llegar hasta producir la rotura en caso de ausencia de armadura en el pilote.

Veamos otro caso de patología en cimentación profunda, que se incluye en esta ficha: se trata del falso rechazo en pilotes que se ejecutan mediante hincado. El rechazo puede producirse por el encuentro con un obstáculo desconocido a priori o por un estrato más duro. En ese momento, la fuerza de la hinca resulta insuficiente para el avance del pilote. A pesar de ello, el pilote podrá continuar con su descenso bajo la influencia de cargas estáticas de larga duración debido a la existencia de eventuales zonas compresibles situadas bajo la zona del rechazo.

Como ejemplos finales en esta pequeña serie sobre cimentaciones profundas, citaremos simplemente los tres casos siguientes:

  • Errores de implantación.
  • Diversos problemas derivados de una incorrecta ejecución en los pilotes hormigonados “in situ” (hormigón demasiado seco, armadura excesiva que dificulta el correcto descenso del hormigón, segregación del hormigón).
  • Agresión de los pilotes por el terreno, como es el caso de la presencia de aguas químicamente agresivas.

Gráfico fuerza que afecta a la cimentación

Conclusión

Los pilotes, como elementos no visibles de la obra sobre los cuales el control resulta realmente difícil, deberían merecer todo el cuidado y la vigilancia posible por parte de las empresas que se encargan de su ejecución.

Deja un comentario